Cotizaciones para Seguro de Auto

Encuentra seguro de auto barato

Si No

¡No hagas eso! Acciones que pueden arruinar tus reclamos de seguro

Última actulización diciembre 4 de 2009

En Ingles: Don’t do that! Actions that will wreck your insurance claims

Tener que hacer el reclamo de tu seguro de casa o auto nunca es bueno - eso implica que tú has experimentado pérdidas o daños. No compliques las cosas tomando el curso de acción inadecuado. Más adelante explicaremos como es que los dueños de pólizas se pegan ellos mismos un balazo en el pie.

En tu Carro

[Deja que Insure.com te ayude a encontrar seguros de baratos de auto ahora.]

Después de un accidente de automóvil, no brinques a conclusiones adelantadas diciendo: es tan solo un choquecito de defensas.

Muy a menudo, los conductores que se ven involucrados en accidentes de carro al sentirse confundidos y temblorosos deciden que los daños exteriores a sus vehículos no son importantes o son menores. Pero podrían existir daños estructurales mayores, como por ejemplo una transmisión dañada irreversiblemente. En dado caso que tengas que levantar un reclamo de seguro, siempre será mejor obtener los nombres, direcciones, números de licencias así como los números de seguro de todos aquellos involucrados, esto, con el fin de protegerte a ti mismo.

Peter Moraga, el vocero de la Red de Información de Seguros de California dice: "Es una buena práctica dejar que algún mecánico verifique tu automóvil, misma cosa que un medico a tu cuerpo. Algunas veces, las personas no muestran lesiones sino hasta después de uno o hasta tres días".

No te sientas culpable después de un accidente.

Si tú estás involucrado en un accidente de automóvil no digas "lo siento" o "perdón". En otras palabras no admitas en el lugar de los hechos que tú eres el culpable.

 

Si tu eres culpable de un accidente, tu compañía de seguros es responsable por el pago de los daños, y esto se quedara en tu registro de seguro, entonces, no te culpabilices si la falta no es clara -deja que la policía sea quien decida quién es el culpable.

He aquí más palabras que no hay que evitar.

Piensa cuidadosamente antes de pedir a tu compañía de seguros el servicio de asistencia vial o servicio de grúa.

El costo de incluir estos servicios es relativamente bajo por vehículo (como $10 anuales), pero cada vez que tú los utilizas será registrado como un reclamo en tu archivo de seguros. Si tú vas acumulando reclamos, aun los más pequeños como el servicio de grúa, encontraras pronto que tus primas en el momento de renovar han subido o si decides cambiar de seguro, la nueva compañía de seguros no te va a poder ofrecer una prima competitiva por tu historia de reclamos.

Al final, es mejor mantener tu historia de reclamos limpia que obtener un precio de seguro de auto barato en el servicio de grúa o de asistencia en el camino.

No contrates a un servicio de grúa que llegue de repente al lugar del accidente.

Esas grúas que llegan poquito después de un accidente, no fueron enviadas por la policía o por un acto de Dios nuestro señor. Los choferes de estas grúas se la pasan escuchando los radios y scanner de la policía para llegar corriendo al accidente -y pude ser que ni siquiera tengan licencia autorizada o si la tienen te arrancaran un ojo de la cara por sus servicios. Si tú no conoces una compañía de grúas en tu área, llama a tu agente o a la aseguradoras de auto para que te recomienden alguien que pueda llevarse tu automóvil.

No declines tu derecho de leer tu póliza.

Muchos asegurados no entienden a que tienen derecho simplemente porque nunca decidieron abrir y leer el documento de su póliza.

"Mucha gente no sabe lo que tiene, y esto aplica a todos los tipos de seguro," dice Moraga, y continua "Las personas compran su seguro de automóvil y nunca leen la póliza para entender si tienen cobertura amplia o no cubre al conductor. Entre más sepas de tu póliza, mas preparado estarás".

No elijas en tu seguro de auto un deducible que no puedas pagar.

Cuando los dineros se aprietan, elevar tu deducible para que baje el costo de tu póliza puede resultar atractivo. Pero esa decisión le ha pegado de vuelta y "mordido" a muchos conductores después de sufrir accidentes.

Dan Young de CARSTAR, una red de casi 300 talleres de reparación de colisiones, reporta que ha visto clientes que dejaron subir sus deducibles de $100 o $250 hasta $500 o $1,000 respectivamente- y más adelante se encuentran en el dilema de que no pueden cubrir sus deducibles para la reparación de sus automóviles porque no tienen el efectivo.

"Aun y cuando la compañía de seguros haya emitido sus cheques, los asegurados están limitados para cubrir su perdida por la falta de efectivo, por lo que el automóvil no es reparado" el dice.

En casa

Nunca te atrases en un reporte de daño a casa habitación con tu compañía de seguros.

Moraga dice que este es uno de los errores más frecuentes que los asegurados tienen, especialmente en casos de pérdidas mayores o totales en casa habitación.

""Algunas personas se atracan diciendo que tienen que poner primero sus cosas en orden. Es mejor contactar a tu agente inmediatamente para iniciar el proceso de reclamo. Entre más rápido lo hagas, mas rápido será el proceso para que obtengas tu pago," dice Moraga. Él también reconoce que los asegurados pueden estar en "shock", o pueden estar ocupados buscando departamentos si su casa resulto inhabitable después de un accidente. Pero a la vez enfatiza: "tú tienes que entender que la compañía de seguros está ahí para ayudarte, especialmente si no conoces el detalle de tu cobertura."

En el otro extremo: No llames a tu compañía de seguros para reportar daños si no vas a hacer un reclamo.

Digamos que tu reja se daño en una tormenta y tu le llamas a tu seguro de casa habitación para preguntar si es que está cubierta la reparación, pero más adelante tú decides repararla tu mismo porque te sale más barato que el deducible.

Es muy probable que tus preguntas sobre daño o perdida queden registradas, no solo en los archivos internos de la compañía de seguros pero también en la base de datos de ChoicePoint's C.L.U.E. (Comprehensive Los Underwriting Exchange). Tu reporte C.L.U.E. detalla las perdidas en tu propiedad así como las perdidas en tu cuenta (como tu responsabilidad por daños a otros). Todos los incidentes se quedan en el registro por siete años y puede ser acezado por la mayoría de las compañías de seguros.

Una sola llamada no tiene mayores consecuencias, pero si haces varias sobre daños diversos o preguntas sobre reclamos existentes estas te pueden llevar a un incremento en renovación de tu póliza -o se te dificultara encontrar quien te asegure si decides cambiar.

No tires a la basura tus recibos.

Tú necesitas tus recibos de pago para documentar tu reclamo. Por ejemplo, si tu carro es llevado con grúa después de un accidente, quédate con el recibo de pago.

Si tú no puedes habitar tu casa después de un gran daño, los recibos o facturas por "gastos adicionales de vivienda" (ALE por sus siglas en ingles) son importantísimos. Tu seguro de casa habitación cubrirá tus gastos cuando tengas que vivir en algún otro lugar mientras se efectúan las reparaciones. Esto incluye hoteles, comidas y lavandería.

Moraga enfatiza que ALE también cubre los gastos incurridos por evacuaciones -como evacuaciones ordenadas por el gobierno en caso de huracanes o incendios forestales. Moraga puntualiza que cuando un dueño de casa habitación tiene que evacuar con prontitud, en ocasiones tiene que comprar cosas como medicinas así como ropa adicional. Eso está cubierto por el seguro de casa-habitación y tú necesitas los recibos para presentarlos con tu reclamo.

Después de ocurrido el daño a tu casa, no empieces las reparaciones sino hasta que tu ajustador haya visto y calculado el daño.

Sin embargo, do puedes hacer reparaciones que impidan mayor daño a la propiedad, como es el caso de vientos o lluvias constantes.

Si decides reparar tu propiedad antes de que tu compañía de seguros haya documentado con detalle el daño, puedes terminar sin recibir todo lo que por derecho te correspondía. El ajustador de la compañía de seguros no podrá hacer un cálculo preciso del daño inicial. En este caso, tú no quieres perder tu dinero de reclamo por haber sido demasiado proactivo.

No dejes de hacer un inventario de tu casa.

Si tú fueras a perder muchas de tus pertenencias en un desastre o robo, ¿te gustaría saber en detalle lo que te pertenecía? Mantener un inventario de tu casa - que puede ser tan simple como caminar por tu casa con una videograbadora en tu mano- puede ahorrarte un buen de tiempo y dinero. Otra forma fácil de hacerlo: El Instituto de Información de Seguros (III por sus siglas en ingles) te ofrece un software de nombre "Conoce tus pertenencias" (Know Your Stuff) para inventarios a casas habitación. Este software es gratuito.

"Dice Moraga: "¿Te acuerdas cuantas sabanas tenias en casa? ¿Cuántas cortinas? ¿Cuántas alfombras? Si cuentas con un inventario, lo mejor de todo es que después de que el reclamo es autorizado, se convierte en tu lista de adquisiciones. Lo que quedo en la lista es lo que necesitas adquirir para hacer que tu casa se convierta nuevamente en tu hogar."

¿Listo para cotizar?

Obtén precios de seguro de auto fácil y rápido

¿Estas asegurado?:
Si No

Insure.com Redesign Survey